Home » CINE Y TV » Crítica Loving

Crítica Loving

0
Shares
Pinterest Google+

Crítica Loving

Crítica Loving

Son numerosas las voces que han señalado a Jeff Nichols como el próximo gran clásico del cine estadounidense. Con 38 años y cinco películas a sus espaldas, el director nacido en Arkansas ha conseguido levantar el entusiasmo casi unánime de la crítica de medio mundo gracias a trabajos como ‘Take Shelter’ o ‘Mud’, propuestas con una destacada contundencia dramática alejada de cualquier tipo de artificio barato. Ocurría lo mismo con su interesante debut, ‘Shotgun stories’ y con ‘Midnight Special’, su particular carta de amor, sobria y algo previsible, al género de ciencia ficción marcado por la huella Spielberg. Todas ellas coincidían también en su irreprochable puesta en escena, en contar con un reparto siempre inspirado y en el control absoluto del ritmo y la esencia demostrado por un Nichols que no dudaba en ninguna de sus decisiones, salieran mejor o peor. Por eso, cuando se anunció que su próximo proyecto, ‘Loving’, se centraría en llevar a la gran pantalla la historia real del primer y polémico caso de matrimonio interracial en Estados Unidos, las reacciones se dividieron entre aquellos que veían un potencial dramático de primer nivel y los que temían la pérdida de identidad del director a favor de uno de esos trabajos pensados, exclusivamente, para triunfar en la carrera de premios de cada año. Por fortuna, acertaron los primeros. Y se quedaron cortos.

loving

festivales_ticketea

Porque ‘Loving’ es, hasta la fecha, la mejor película de la carrera de Jeff Nichols, su trabajo más redondo, emocionante y cautivador. Y tenía un altísimo nivel de riesgo de caer en todos y cada uno de los tópicos y lugares comunes del melodrama más rutinario, pero el cineasta muestra en todo momento un control absoluto de la historia, aportando respeto y sensibilidad donde otros habrían apostado por la lágrima fácil y el golpe emocional gratuito. No hay trampa ni cartón, no hay un segundo de juego sucio en una película que debería servir como ejemplo para todas aquellas propuestas que intenten contar un hecho real, trascendente y complejo en las mismas dosis, desde una perspectiva calmada, tan pausada como conmovedora. Un logro envidiable cuya consecución habría sido imposible sin una pareja protagonista que no hubiera sido capaz de cargar con todo el peso de la película. Por fortuna, Nichols cuenta con el mejor trabajo de la carrera de Joel Edgerton y con una de esas interpretaciones que calan hondo, la de Ruth Negga, maravillosa en cada uno de los gestos y miradas de su inolvidable Mildred.

Un conjunto de aciertos que terminan por hacer infructuosa la búsqueda de errores o fallos serios de una de esas películas que fluyen de manera constante por los caminos del gran cine. Una historia necesaria que no podría haber encontrado una mejor forma para ser contada. Desde la sabiduría dramática, la entrega interpretativa, el pulso maestro, la emoción perdurable, la delicadeza calmada. En definitiva, ‘Loving’ es una de esas pequeñas grandes joyas que no deberíamos dejar escapar. El anuncio, ahora sí, de un cineasta a punto de alcanzar el infinito.

Redacción: Alberto Frutos

Crítica Loving, 5 / 5 (1 votos)

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *