Home » CINE Y TV » Crítica La Bella y la Bestia

Crítica La Bella y la Bestia

0
Shares
Pinterest Google+

Crítica La Bella y la Bestia

Crítica La Bella y la Bestia

La tentación nos indica que el camino correcto para analizar y juzgar esta revisión de ‘La bella y la bestia’, es el del plagio carente de sentido. A priori, es simple. Disney ha descubierto un nuevo filón comercial basado en llevar a cabo remakes en carne y hueso de algunos de sus clásicos de animación esenciales, con notables resultados artísticos en algunos casos (‘El libro de la selva’, ‘Peter y el dragón’) y algún que otro desastre (‘Maléfica’), pero que, sin embargo, comparten un elemento imprescindible: El Éxito. Taquillas destrozadas, entusiasmo renovado y nuevas generaciones de pequeños y pequeñas con ganas de sumar juguetes nuevos a su colección, conectando por primera vez con historias que, para muchos, son parte fundamental de nuestra memoria cinematográfica. Por eso, y viendo los resultados que están obteniendo la nueva entrega de esta particular saga de resurrecciones, la decisión está clara, toca volver una vez más al pasado para ofrecerlo con un lavado de cara. O con la misma.

Banner-Tomavistas
tarjeta_regalo_ticketea

Estamos ante el regreso de un universo que nos conocemos de arriba abajo, a la vuelta de un grupo de personajes, protagonistas y secundarios, que ya relacionábamos directamente con unos rostros y unos gestos muy particulares, en definitiva, a una historia que sabemos la manera en la que empieza y el modo en el que termina. Por eso, el director Bill Condon, junto a los guionistas Stephen Chbosky y Evan Spiliotopoulos, deciden arriesgar lo mínimo, apostando claramente por apelar a la nostalgia, al recuerdo emotivo, a la recreación por encima de la creación. ¿Os acordáis de todas aquellas escenas que convirtieron a la película animada de Disney en un clásico a prueba de balas disparadas por el paso del tiempo? Pues están todas, sin excepción. Y son, con diferencia, lo mejor de la propuesta. Básicamente, porque, frente a las fallidas novedades que se incluyen en la trama, suponen tanto un rendido homenaje repleto de respeto y cariño como una nueva oportunidad de reivindicar la inmensidad de una obra maestra.

Protagonizada por una estupenda Emma Watson, que aporta el carisma y entrega necesarios para que su protagonista esté a la altura de las circunstancias, ‘La bella y la bestia’ contiene tantos destellos de inspiración (la relación entre el Gastón de Luke Evans y el LeFou de Josh Gad, sus números musicales, las nuevas canciones, el clímax final) como pequeños errores de cálculo narrativo, resumidos en un tramo central carente de ese encanto que no podía quedarse por el camino bajo ningún concepto. En definitiva, aquellos que no conocieran los antecedentes, encontrarán en este remake un entretenimiento de primer nivel para toda la familia, repleto de melodías memorables y estupendos personajes. Los que vengan con la lección bien aprendida, la mayoría, volverán a notar en más de una ocasión ese cosquilleo en el estómago que solamente los clásicos Disney consiguen despertar. Pedirle más sería demasiado.

Redacción: Alberto Frutos

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *